Home / Columnas / ¿AMLO vs la corrupción y viejos líderes sindicales?

¿AMLO vs la corrupción y viejos líderes sindicales?

Tras la puerta del poder

Roberto Vizcaíno

A fines de la semana anterior, luego de que días antes en San Lázaro la mayoría de MORENA aprobara rápida y atropelladamente una minuta -que tenía casi 9 años en el congelador legislativo-, para evitar que en sector público nadie gane más que el Presidente, a fines de semana la aplanadora senatorial morenista revivió sorpresivamente otra minuta, ésta para ratificar el Acuerdo 98 de la OIT.

La obviedad nos dice que ambas aprobaciones echando enfrente la mayoría legislativa de MORENA fueron antes palomeadas por Andrés Manuel López Obrador quien ya comienza a ser como aquellos presidentes priístas del siglo pasado que estaban enterados de todo, y sin cuya voluntad no se movía ninguna hoja del árbol político en el país.

La sorpresiva ratificación del Acuerdo 98 de la OIT inquieto de inmediato a los grandes dueños del capital, porque significará no sólo el fin de los sindicatos blancos con los cuales el empresariado ha mantenido sometidos a millones de trabajadores, sino que abrirá la puerta a una regulación salarial al alza.  

Por ello, y para calmar las aguas de los ricos de México, ahora tan amigos del Presidente Electo, el coordinador de los senadores de MORENA y presidente de la Junta de Coordinación Política de la cámara alta, el zacatecano Ricardo Monreal salió de inmediato a aclarar que la ratificación del Acuerdo 98 de la OIT, fue ante todo para garantizar de una vez por todas la libre sindicalización de los trabajadores en México.

En buen español eso significa que el golpe no va contra los ricos, sino contra los viejos y corruptos líderes sindicales. Si usted está pensando en Carlos Romero Deschamps, hasta hoy intocable e inamovible líder de los petroleros tiene toda la razón. Y si le agrega el nombre de Joel Ayala, dirigente de la FTSSSE pues no anda errado. Y así puede usted sumarle los que quiera, incluso el de La Ma

estra Elba Esther Gordillo hoy tan mencionada en los medios por su nuevo romance con un abogado de 33 años nada más 40 años menos que ella.

Monreal indicó hacia fines de la semana que, si bien esta ratificación marca una nueva relación obrero-patronal, lo cierto es que lo primero que define es la democratización al interior de las organizaciones gremiales de los trabajadores mexicanos.

La aplicación del Acuerdo garantizará que los trabajadores mexicanos puedan decidir libremente a que organización sindical se afilian, para que los represente laboralmente no política o electoralmente como ha ocurrido en las pasadas décadas en México.

Este, afirmó Monreal, “es el primer instrumento de carácter internacional en beneficio de la clase trabajadora aprobado por la LXIV Legislatura que buscará recuperar el poder adquisitivo y un equilibrio entre la fuerza del trabajo y la fuerza empresarial.

“Ya llegó el momento del trabajador y de la lucha para recuperar su poder adquisitivo”, subrayó a fines de la semana.

Por lo demás, Monreal negó que su fracción haya violado el procedimiento legislativo en la ratificación de este acuerdo el cual tenía años en el olvido.

“Se actuó conforme al reglamento, nosotros respetamos a todos los órganos empresariales y habrá posibilidades de diálogo, tenemos el propósito de que se equilibre la fuerza del trabajo con la fuerza empresarial”, indicó.

E invitó a las organizaciones empresariales a acudir al Senado a expresar sus inconformidades o dudas.

Y a la oposición en el Senado le dijo:

“Las mayorías del pasado, ahora son minorías, pero eso no nos da derecho a avasallaros, vamos a dialogar mucho con ellos”, aclaró.

Dijo estar abierto a retomar el tema de la distribución de tiempos en tribuna cuya reorganización provocó que las fracciones de PRI y PAN abandonaran el Pleno el jueves anterior.

“No tengo ningún inconveniente, hay una actitud de mi parte y de los senadores de MORENA, abierta. Somos proyectos distintos de Nación y es obvio que haya diferencias entre nosotros, es normal”, indicó.

LA PRENSA EN LA ERA DE AMLO

Hace unos días Emilio Azcarraga dueño y mandamás de Televisa y todo lo que hay detrás de eso, afirmó en un evento en el que participaba que el recorte y reorientación de la publicidad del Gobierno con la llegada de Andrés Manuel López Obrador no le afectaría porque su negocio depende en un 90% de la publicidad del sector privado.

Un análisis realizado por Artículo 19, una organización que realiza investigaciones sobre medios de comunicación indica que en los 5 años del Gobierno de Enrique Peña Nieto se gastaron más de 40 mil millones de pesos en publicidad gubernamental y que el 63% de ese gasto fue a 26 medios encabezados por Televisa. El resto, quizá un 37% de esos 40 mil millones de pesos, se distribuyó en casi 2 mil medios informativos de todo el país.

El análisis de Artículo 19 contradice a Azcarraga. El recorte sí le va a afectar a Televisa.

Y si la decisión de López Obrador es la de desaparecer las oficinas de prensa del sector público y reducir el 50% del gasto en publicidad del Gobierno, pues eso le va a pegar a peor al resto de los medios muchos de los cuales ya recortan a cientos de trabajadores o se preparan para cerrar.

La sola decisión de AMLO de enviar a unos 20 estados las secretarías y otras dependencias oficiales, ya significa un rompimiento de la relación Prensa-Gobierno.

O habrá alguien que crear realmente que cada medio informativo de la Ciudad de México va a destacar a un equipo periodístico para seguir a cada secretaría o dependencia a cada estado. ¿Y los costos de eso quien los va a pagar si ya no habrá publicidad?

En fin, El solo anuncio de esta nueva realidad mantiene en la crisis a los medios informativos todos.

Pero también al equipo del nuevo presidente de la República.

Por ello el equipo de Andrés Manuel López Obrador y su partido, Morena, tienen mucho interés en debatir sobre la Ley de Publicidad Gubernamental y el futuro de los medios de comunicación.

Hoy al parecer eso se abordará en el foro que se realizará en la Cámara de Diputados para analizar los desafíos en las estrategias de comunicación pública en el contexto de la austeridad republicana que comienza a imponer el presidente electo.

Ahí, dicen, participará el próximo secretario de Educación, Esteban Moctezuma Barragán, y Jesús Ramírez Cuevas, próximo director de Comunicación Social de la Presidencia de la República.

Y el coordinador de los diputados de Morena en San Lázaro, Mario Delgado junto a la inefable vicepresidenta de la Mesa Directiva, Dolores Padierna.

No se sabe que hayan invitado a periodistas. Es posible que intenten irse solo con la participación de personajes como el camarógrafo venido a más, ese llamado Epigmenio Ibarra, quien dice que los medios quieren destruir a Morena.

CUARTA CAMPAÑA ANTI-INCENDIOS

Industriales dedicados a la prevención y combate de incendios, agrupados en la Asociación Mexicana de Rociadores Automáticos contra Incendios que encabeza el empresario jalisciense Fausto López Gil, podrán en marcha del 8 al 12 de octubre próximo en todo el país, la Cuarta Campaña Nacional de Prevención de Incendios.

¿Su objetivo?, informar y prevenir a la población de los riesgos de los incendios urbanos que van ligados a sismos y otros que afectan sobre todo a niños, adultos mayores y mujeres.

Sólo en 2017, INEGI reportó 633 muertos, 1, 221 heridos y 19, 675 personas evacuadas a causa de algún incendio con un saldo de 8, 694 damnificados.

De los anteriores 100 resultaron muertos por una explosión; 163 por fugas tóxicas y 10, 501 evacuados por esta última causa.

rvizcainoa@gmail.com / Twitter: @_Vizcaino / Facebook / https://www.facebook.com/rvizcainoa

Check Also

Advierte Banxico que habrá más incertidumbre; eleva su tasa de referencia a 8%  

Ciudad de México, 16 de Noviembre  (MENSAJE POLÍTICO/CÍRCULO DIGITAL).-La preocupación de los mercados financieros por ...