Lecciones de precariedad

Por la Espiral

*Claudia Luna Palencia

El actual marco laboral español lo que revela en esencia es una lastimosa precariedad que hace mella principalmente entre la población con edades desde los  16 años hasta los 30 años.

En teoría, la macroeconomía está recuperándose, de hecho, Moody´s acaba de elevar la previsión de crecimiento de España hasta el 3.2% este año lo que revela un optimismo de cara al futuro inmediato.

Sin embargo, no termina de aterrizar en la microeconomía, el entramado empresarial cuaja lentamente va respondiendo a tientas cuidando más sus niveles de endeudamiento y respondiendo a la dinámica del consumo y la demanda.

La coyuntura para muchos jóvenes que han obtenido formación han realizado prácticas pero con nimia experiencia es aceptar lo primero que venga y ello les subsume a toda una odisea de salto en salto de empleos temporales.

En suma un deterioro económico sin atisbo de tocar fondo y por ende visiblemente de impacto social que además trae consecuencias en otros aspectos como los de impedir o retrasar la edad de emancipación.

También hay problemas contractuales en el mercado laboral español porque se ha tendido a flexibilizarlo todo, tanto la contratación como el despido. Aquellos que fueron contratados para el verano, ante la llegada estival de turistas,  logran contratos por dos o tres meses.

Los minitrabajos son la alquimia de los nuevos tecnócratas consistentes en 15 horas a la semana, sin horario fijo y sueldos mensuales de 400 euros netos  con prestaciones muy delimitadas.

A COLACIÓN

El invento en cuestión es germano  y poco a poco ha sido modelo de imitación en otros países que no ven otra salida más que el empleo malpagado, pero al fin empleo.

España ni siquiera tiene punto de comparación con la locomotora económica europea, el paro en Alemania cerró en  5.1% en 2013, bajó al 4.8% el año pasado y sigue siendo el principal cometido del gobierno de Angela Merkel sobre todo porque dentro del grupo de los jóvenes menores de 25 años su tasa es del 7.3 por ciento.

Lo que se busca es eludir el desánimo entre los chicos que por vez primera están buscando afanosamente un trabajo sin conseguirlo de forma rápida y asertiva; lo que a la larga les hace presas fáciles de la vagancia, de quedarse en casa, de simplemente rendirse y pasar a formar parte de la generación Nini.

Con la fórmula de los minitrabajos, en Alemania un empresario paga 400 euros al mes, el trabajador que los recibe no genera impuestos pero sí tiene derecho a bajas por maternidad, vacaciones pagadas y a cobrar el despido; realiza aportaciones para su jubilación y cuenta con acceso sanitario a la red de hospitales del sector público.

Al menos hay 6.8 millones de trabajadores en la economía germana con este esquema y es que es eso o nada la mayoría están en el sector servicios que no genera ningún valor agregado.

Traspolar esa idea a la nación ibérica ha sido una alternativa que camina paso a pasito aunque la emigración juvenil es también otra vertiente del malvado rostro de la precarización.

De acuerdo con el Centro Regional de Información de las Naciones Unidas para Europa Occidental, desde 2008 hasta 2011, cerca de 300 mil jóvenes españoles formados en distintas aulas universitarias habrían dejado su cuna natal para encaminarse hacia otras partes del mundo con un trabajo en el bolsillo.

No es para menos, la reforma laboral aprobada bajo la égida del gobierno del presidente Rajoy le proporciona atribuciones a los dueños de pequeñas y medianas empresas (PYMES) para que en el primer año de contrato puedan despedir a un trabajador sin indemnizarle como se merece.

La emigración se ha convertido entonces en la primera opción, una extendida resiliencia,   antes de caer en la desesperación de lo mini así lo confirman las estadísticas del Padrón de Españoles Residentes en el Extranjero condensada por el Instituto Nacional de Estadística.

En 2014, los españoles viviendo fuera incrementaron  6.1% son Estados Unidos, Reino Unido, Alemania, Argentina y hasta México lugares a los que pedir un empleo y encontrarlo con toda posibilidad.

En México, de enero de 2014  a enero de 2015, la población española pasó de 108 mil 314 personas a 115 mil 620 personas; dentro del mosaico de los 7 mil 306 españoles nuevos residentes muchos llegaron contratados como docentes en universidades privadas, en el sector servicios en hoteles y restaurantes y también en consultorías.

*Claudia Luna Palencia es periodista especializada en temas económicos. Su primera etapa profesional la desarrolló en México, y desde hace una década en España.

Check Also

COLIMA, Colima, 12 de diciembre, (MENSAJE POLÍTICO / CÍRCULO DIGITAL).—El candidato de la alianza PAN, PT y Partido Humanista a la gubernatura estatal, Jorge Luis Preciado, advirtió que el cambio en esta entidad ya es inevitable, y va a ocurrir “contigo, sin ti y a pesar de ti”, en referencia a quienes se niegan a aceptar la alternancia política.

Colima va a cambiar, contigo, sin ti, y a pesar de ti: Preciado

COLIMA, Colima, 12 de diciembre, (MENSAJE POLÍTICO / CÍRCULO DIGITAL).—El candidato de la alianza PAN, …